viernes, 15 de abril de 2016

Movimiento Völkisch



Völkisch es un término complejo, en un sentido estricto, sólo debe ser usado para denotar grupos que consideran que los seres humanos están esencialmente «preformados» por lazos de sangre.


El movimiento völkisch traza sus orígenes al nacionalismo romántico, «¿Qué es un Volk, en el sentido más alto del término, y cuál es el amor de la patria?», su respuesta a la pregunta respecto a «qué podría avalar los esfuerzos del individuo noble y su creencia en la eternidad y la inmortalidad de su trabajo», es que solamente puede ser «la especial naturaleza espiritual del ambiente humano, a partir de la cual él mismo, con todo su pensamiento y acción, ha surgido; es decir, las personas de las que él ha descendido y entre las cuales él ha sido formado y ha llegado a ser lo que él es».
El movimiento combinó el interés sentimental y patriótico en el folclore alemán, la historia local y la idea del «volver a la tierra». El sueño era el de una vida autosuficiente vivida en una relación mística a la tierra.
Estas ideas eran una reacción a la enajenación cultural de la Revolución industrial. Sentimientos similares fueron expresados en Estados Unidos durante los años 1930 por los escritores agrupados como Agrarians del Sur.

Richard Wagner, en su La obra de arte del futuro (Das Kunstwerk der Zukunft, Leipzig 1849), tuvo una cierta influencia en el origen de esas ideas, anticipando algunos de los conceptos y desarrollos que, posteriormente lo caracterizaron.
Wagner propone que «así como el hombre se encuentra con la naturaleza, así se presenta el arte para el hombre». El hombre, o más concretamente, el Volk (la comunidad de «hombres que sienten un común y colectivo deseo») crea arte para satisfacer ese deseo.
Los que no lo sienten están ajenos al Volk y sólo anhelan un lujo inútil —para Wagner el verdadero arte es lo que viene de las necesidades atávicas del Volk.
Sólo cuando ese «lujo» (por el que Wagner implica «bajo entretenimiento» pasándose por verdadero arte— es decir, Grand Opéra y similares) sea abolido por el Volk, podrán unirse para crear las «obras de arte del futuro».


Además el desarrollo del movimiento völkisch a veces combinaba los aspectos espirituales y esotéricos del ocultismo folklórico a una «idolatría de lo étnico» y un nacionalismo racial, lo que en algunos círculos se vinculó al antisemitismo. Las ideas de los movimientos völkisch también incluyeron principios de anticomunismo, antiinmigración, anticapitalismo y rechazo al parlamentarismo.


Un número de movimientos völkisch-populistas que se habían desarrollado a partir de finales del siglo XIX en el Imperio alemán bajo la influencia del Romanticismo Nacional, fueron reorganizados a lo largo de líneas propagandísticas después de la derrota alemana en la Primera guerra mundial. 
El término «la gente» (Volk) se fue politizando cada vez más y acabó siendo utilizado como bandera por las nuevas formas de nacionalismo étnico. 
Aunque el interés original del movimiento germánico místico fuera el renacimiento de tradiciones paganas (a menudo puesto en el contexto de esoterismo cuasi teosófico, tales como la Ariosofía), una preocupación marcada por la pureza de raza llegó a motivar sus vástagos más políticamente orientados, tales como la Germanenorden. Esta rama del movimiento völkisch rápidamente desarrolló un sentimiento hiper-nacionalista y antisemita.
Esta última organización era una sociedad secreta (fundada en Berlín en 1912) que requería que sus miembros demostraran que no poseían líneas de sangre no arias y una promesa de mantener esa pureza de sangre en sus matrimonios. Fue la organización que introdujo la esvástica al círculo político de la época.

Sus miembros celebraban el solsticio de verano y otros festivales precristianos y estudiaban los eddas y las obras de místicos germanos. A partir de esta organización se originó la Sociedad Thule.

La conexión con el Nacionalsocialista:

Según Nicholas Goodrick-Clarke, existe toda una mitología  alrededor de la supuesta influencia que dentro del Partido Nacionalsocialista tuvo un grupo völkisch: el Thule-Gesellschaft (Sociedad de Thule), que fue fundado el 17 de agosto de 1918 por Rudolf von Sebottendorff.
Su nombre original era Studiengruppe für Germanisches Altertum (Grupo de Estudio para la Antigüedad Germánica), Friedrich Krohn, un miembro de la Sociedad Thule, diseñó la versión original de la esvástica en 1919.
Las ideologías völkisch fueron muy influyentes en el desarrollo de la ideología del nacionalsocialismo. Adolf Hitler escribió en Mein Kampf (Mi lucha): «Las ideas básicas del movimiento nacionalsocialista son völkisch y los ideales völkisch son los ideales del Nacionalsocialismo».


No hay comentarios:

Publicar un comentario